Ángel Vaquero expone “Esculturas Editadas. Plata Agria” en el Museo municipal, obras trabajadas durante la pandemia

“Esculturas Editadas. Plata Agria” es el título de la exposición que el artista Ángel Vaquero acaba de colgar en el Museo Municipal y que se podrá visitar hasta el 23 de mayo. Una exposición que coincide con las actividades programadas por el Patronato de Cultura del ayuntamiento de Alcázar de San Juan en el mes de las letras.

La exposición ha sido inaugurada por la alcaldesa, Rosa Melchor, que estuvo acompañada por el concejal de Cultura, Mariano Cuartero.

La alcaldesa, Rosa Melchor en la inauguración quiso agradecer el trabajo que ha realizado el autor y ha destacado cómo ha sabido expresar, a través del arte, una situación tan dramática y tan extrema como se ha vivido en todo el mundo, y se está viviendo. Una exposición que tiene la impronta de Vaquero, afirma la alcaldesa, pero en el reconocimiento del autor se va a encontrar con formatos nuevos, añade, que son originales y eso siempre es motivo de satisfacción para una ciudad como la nuestra que siempre apuesta por la cultura.

Para la alcaldesa supone una magnífica oportunidad para que todos los vecinos y vecinas vean reflejados, incluso, sus propios sentimientos y sensaciones durante este año, y que en muchos de los casos no saben cómo gestionar o focalizar “y este es un enfoque diferente con una mirada artística que, además de deleitarles, puede ayudar de manera psicológica y emocionalmente, a salir de ese momento tan duro que hemos vivido todos juntos”

Explica Ángel Vaquero que en la exposición están todos los dibujos preparatorios para la base de lo que se llama “Esculturas editadas”, que es el libro de plata agria que está colgado para que se pueda ver. El original está en una vitrina. El conjunto de vitrinas, el colgado de cadenas con libros forma parte de la que es una escultura editada, porque tiene todos los detalles de obra de arte con el conjunto de dibujos, pinturas y, a su vez, el olor del propio libro.

Las obras que se exponen, que presentan técnicas variadas, se refieren a las distintas sensaciones y sentimientos del autor durante la pandemia. Recoge la evolución de esos días en los que los aspectos sanitarios han tenido tanta repercusión en nuestras vidas haciendo que nos replanteáramos cuestiones vitales y consideraciones sobre la propia sociedad. Vaquero utiliza los libros de estudio como esculturas en los que recoge dibujos y bocetos que se trabajan en la exposición.

La plata es el elemento más común, bordea las pinturas y permite que el espectador se introduzca en la obra en la que se ve reflejado al mirarla. Las técnicas que presenta son variadas: óleos, instalaciones y destacan las piezas elaboradas con latas de refrescos. La anatomía humana está también muy presente en esta muestra en la que las personas hemos sido y aún somos protagonistas de la crisis sanitaria.

Los dibujos que aparecen hacen reconocer el estilo característico del pintor que explica que para el tratamiento de las formas recurre en muchos casos a las matemáticas que están muy presentes en el arte, el número Pi, las proporciones áureas, etc. Vaquero también ha introducido la música en sus trabajos a través de partituras que conecta con sus obras.

Una muestra muy completa que comienza con un mural “selfie” del autor en el que invita a fotografiarse a los visitantes. En la inauguración el artista quiso dar las gracias a la nueva dirección del Patronato que le ha permitido trabajar con libertad en el montaje de la muestra y le ha prestado mucha ayuda. Ángel Vaquero adelantaba que con el cartel de la exposición que ha titulado “Chuzos de punta” (por la que estaba cayendo) quiere hacer un gran mural de azulejos para que perdure la situación en la memoria de todos.

Advertisement
Ir arriba