Decorar dormitorios infantiles puede resultar muy divertido si tomas en cuenta estos consejos. Porque aunque te parezca fácil, sino se eligen bien colores y mobiliario se puede fallar en lograr el ambiente deseado. Es imprescindible que el dormitorio que queremos para nuestro hijo o hija, sea de su gusto. En el dormitorio, nuestros niños descansan, juegan y hacen las tareas. Por ello debe ser un lugar que les guste pero que también sea cómodo y práctico.

Cómo decorar dormitorios infantiles


Cuando se van a decorar dormitorios infantiles, debe tenerse muy en cuenta, que pronto esos niños serán adolescentes. En algún momento deberemos renovar la decoración, por lo que hay que elegir lo que sea muy versátil. Mobiliario y otros detalles que se puedan adaptar luego a la decoración de un chico o chica más grande. Esto no supone complicación alguna, las cómodas, lámparas y armarios son fáciles de adaptar.

Seguro que ya has adquirido experiencia en ello, al decorar dormitorios infantiles cuando el niño ha dejado de ser bebé. Aquella tierna decoración de su primera edad quedó atrás y se tuvo que renovar todo. Pero de la niñez a la adolescencia, la transición es más fácil, porque podemos aprovechar mucho de la decoración. Por eso es importante elegir mobiliario de calidad que dure en buen estado mucho tiempo. También debe ser versátil que se adapte a los gustos variados de niños y jóvenes.

Colores para dormitorios infantiles


Para decorar dormitorios infantiles es imprescindible tener en cuenta la iluminación. En el dormitorio de los niños debe haber suficiente, natural y artificial. También son importantes las ventanas, que sean para los pequeños y que aporten mucha luminosidad. Las luces blancas son ideales para entornos infantiles, y esto se puede aprovechar en lámparas de mesa y de escritorio. En esos ventanales que permiten la luz natural, aprovecharemos el máximo colorido en cortinas. Estas deben ser atractivas, resguardar de la claridad en la noche y estar bien colocadas. La seguridad es imprescindible en los entornos infantiles en esto como en el mobiliario y otros.

El colorido es importante al decorar dormitorios infantiles para niños o niñas. Hay que tener en cuenta que la pintura que se utilice debe ser segura para los niños. Hoy existe la tendencia de pinturas naturales ecológicas preferentes ante las pinturas en aceite, muchas de las cuales contienen materiales pesados. Estos como el plomo, el mercurio o el cobalto y otros son perjudiciales para la salud. También hay opciones en pinturas caseras que se pueden hacer fácilmente.

Ideas para dormitorios infantiles


Los mejores colores para decorar dormitorios infantiles son aquellos que aportan sensación de energía y alegría. El blanco aunque neutral es ideal como color de fondo y combinando con otros. Hay una amplia variedad de colores que se mezclan bien con el blanco y con otros colores. Ideales son el naranja, el rosado, el celeste, los tonos del verde y el amarillo. A partir del colorido de las paredes se elegirá el mobiliario, los cubrecamas, las cortinas y las alfombras. Así todo combinará estupendamente y se verá precioso.

Se pueden crear magníficas habitaciones infantiles aprovechando para decorar dormitorios, detalles como letras de cartón o madera. Estas se colocan sobre la pared adhiriendo con pegamento y pueden ser muy coloridas. También resultan muy atractivas las paredes decoradas con washi tape, una nueva tendencia. Se pueden adornar con vinilos de personajes que gusten a los niños. Hay muchas alternativas para embellecer las paredes infantiles que resultan fáciles y muy económicas.

Estilos para decoración infantil


A la hora de decidirse a decorar dormitorios infantiles, se pueden aprovechar todos los estilos decorativos que conocemos. Porque los estilos como el minimalista y el nórdico se adaptan bien por su funcionalidad y sencillez. Aunque siendo habitaciones infantiles, se quiere una atmósfera alegre y colorida, por lo que nunca será mucho lo que se elija. Pero ante todo, siempre sea lo que sea que se desee, debe prevalecer la seguridad y la comodidad.

En estas imágenes puedes tomar inspiración de habitaciones infantiles llenos de colorido en estilos que van desde los más clásicos hasta el náutico, que tanto gusta a los niños. Aunque las niñas siempre se decantan por el rosa y los detalles más femeninos, también se pueden lograr ambientes infantiles neutrales. Lo mejor es planear una decoración que no resulte muy cara y que a largo plazo pueda ir renovando aprovechando todo al máximo.

Si se planifica bien no resulta muy caro renovar la habitación de bebé para el niño. En realidad aún es pequeño y podrá aprovechar detalles como el cajón de los juguetes, el armario y demás. El color de las paredes es fácil cambiarlo con tan solo embellecerlas con detalles. Los niños ya conocen en alguna medida los colores y muebles que les gustan, lo que ayuda a la hora de elegir. Como es su lugar personal, deben participar en las elecciones para que sea el ambiente que ellos disfrutarán.