Toledo, 21 de diciembre de 2017.- El presidente de Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page ha firmado hoy el convenio para la mejora de caminos rurales con el presidente de la Diputación Provincial de Toledo, Álvaro Gutiérrez, y el presidente de la Diputación Provincial de Albacete, Santiago Cabañero. Un acuerdo impulsado por la Consejería de Agricultura, Medio Ambiente y Desarrollo Rural, que prevé una inversión total de 18 millones de euros para la mejora de los caminos entre 2018 y 2019 en ambas provincias y que se suma a los convenios firmados recientemente en Ciudad Real y Cuenca. En total, cuenta con una inversión prevista de 35 millones de euros en todas las provincias, a excepción de Guadalajara.
 
En concreto, estos nuevos convenios para la realización de obras de mejora en los caminos rurales beneficiarán a todos los municipios de las provincias de Toledo y Albacete y cuentan con una dotación económica de 9 millones de euros, en cada una de ellas, aportados al 50 por ciento por el Gobierno regional y las instituciones provinciales. Unos convenios que tratan por igual a todas las provincias, por parte de la Junta, independientemente del color político.
 
En este sentido, García-Page ha lamentado que la provincia de Guadalajara no se haya sumado a este acuerdo que es “determinante para que los servicios de emergencias puedan circular por esos caminos” en muchos casos, por lo que ha felicitado al consejero de Agricultura, Francisco Martínez Arroyo, y a su equipo por las gestiones de coordinación.
 
En la misma línea se ha manifestado el propio Martínez Arroyo, quien ha aseverado que “los caminos rurales son las autovías del medio rural” y ha resaltado que en los pueblos, “los habitantes saben los importante que son los caminos que, en algunos casos, comunican pedanías o municipios porque no tienen otra vía de comunicación que no sea un camino rural, “unas vías de comunicación que vamos a mejorar ahora con este convenio”.
 
En definitiva, el consejero ha reiterado que se trata ”de una muestra más del compromiso del Gobierno de Castilla-La Mancha con el desarrollo rural y una apuesta decidida por la mejora de la calidad de vida de los ciudadanos de los pueblos de Castilla-La Mancha”, para que “ni un solo municipio se quede sin inversiones” y ha añadido que, entre los criterios que se han tenido en cuenta, se ha priorizado a “aquellos municipios con mayores problemas de despoblamiento y que más necesidad en inversiones de desarrollo rural tienen”.
 
Unas decisiones que significan “un paso más en fortalecimiento del tejido de nuestro medio rural” y una muestra de que “estamos involucrados en que habitantes de los pueblos tengan los mismos servicios que habitantes medio urbano”, ha resaltado el consejero. Por otro lado, ha avanzado que “no solo por mejorar infraestructuras, sino con todo aquello que estamos incluyendo en proyecto de Ley de Desarrollo Rural territorial cuyo borrador espera estar avanzado a finales de 2018”, en una ley que se aprobará al final de la legislatura para blindar los servicios públicos.
 
Más inversión en caminos y nuevos criterios.
 
A la firma de este convenio de caminos ha asistido también el director general de Desarrollo Rural, Javier Carmona, quien ha establecido los criterios de asignación de importes para los municipios que valoran  la  mayor superficie del término municipal, las zonas más despobladas, las zonas ITI, las desfavorecidas, Red Natura 2000,  el mayor grado de existencia de pedanías y de parcelación, el desempleo, y finalmente, la perspectiva de género y juventud, que es una medida transversal en la políticas del Gobierno regional.
 
Con esta actuación se quiere favorecer a la agricultura y a quienes residen en zonas rurales facilitando su movilidad y las comunicaciones, pero también se pretende impulsar otro tipo de usos como el senderismo o las actividades

La entrada El Gobierno de Castilla-La Mancha triplica la inversión en caminos rurales de Toledo y Albacete para los años 2018 y 2019 se publicó primero en Diario de la Mancha.

Más en últimas noticias de Castilla-La Mancha.