El servicio de Ginecología del Hospital Virgen de Altagracia realiza la primera cirugía con una técnica novedosa que no deja cicatrices visibles

El Servicio de Obstetricia y Ginecología del Hospital Virgen de Altagracia de Manzanares (Ciudad Real), centro dependiente del Servicio de Salud de Castilla-La Mancha (SESCAM), ha realizado la primera intervención quirúrgica en Castilla-La Mancha con la técnica ‘v-NOTES’ (Vaginal Nature Orifice Translumial Endoscopic Surgery).

Se trata de una técnica que combina la cirugía vaginal con la cirugía laparoscópica, permitiendo que las pacientes no tengan ninguna cicatriz visible en abdomen. Esto es posible gracias al uso de un dispositivo especial para el abordaje quirúrgico que permite el acceso a la cavidad abdominal para realizar las incisiones directamente en el interior de la vagina, tal y como ha explicado la doctora Mª José Ortega, jefa del servicio de Obstetricia del área de Manzanares. De esta forma, no queda ninguna cicatriz visible, la denominada ‘cirugía sin huella’.

Ortega y su equipo quirúrgico han asegurado que este tipo de cirugía, que se realiza por primera vez en Castilla-La Mancha, constituye “un avance más de la cirugía laparoscópica utilizando los orificios naturales que permiten una mejor visión y más directa de la cavidad abdominal, reduciendo las complicaciones”.

En Ginecología, la técnica ‘NOTES’ o cirugía endoscópica a través de orificios naturales, se realiza por vía vaginal, utilizando un dispositivo especial llamado ‘Gel Point V-Path’, a través del cual se introduce material laparoscópico. Las intervenciones más comunes que pueden llevarse a cabo mediante esta técnica son histerectomías, tratamiento de quistes de ovario, extirpación de las trompas o salpinguectomías, entre otras, ha explicado la responsable del servicio.

Además, ha añadido Ortega, al no realizar incisiones en el abdomen, las posibilidades de infección, eventraciones y adherencias intraabdominales disminuyen de la manera importante.

De esta forma, la recuperación de las pacientes es mucho más rápida y menos dolora que con técnicas convencionales y permite disminuir la estancia hospitalaria. “Al tener menos dolor postquirúrgico, la recuperación es más rápida y la paciente puede marcharse a casa antes y sin cicatrices abdominales”. De ahí, ha subrayado Ortega que se denomine ‘cirugía sin huella’ ya que aúna las ventajas de la cirugía laparoscópica y vaginal, garantizando importantes beneficios para estas mujeres.

La entrada El servicio de Ginecología del Hospital Virgen de Altagracia realiza la primera cirugía con una técnica novedosa que no deja cicatrices visibles se publicó primero en Diario de Castilla-la Mancha.

Una nota original de Diario de Castilla-La Mancha Información.

Ir arriba