Toledo, 15 de noviembre de 2017.- Durante este año 2017 y hasta la fecha, la Dirección Provincial de Bienestar Social ha resuelto un total 1.181 solicitudes de Pensiones No Contributivas (PNC) tanto de invalidez como de jubilación, presentadas en la provincia de Toledo por personas mayores o con discapacidad que no cuentan con otra fuente de ingresos y, según apuntaba el director provincial de Bienestar Social, Gregorio Gómez, “a este ritmo de gestión acabaremos el año con un tiempo medio de resolución por debajo de los tres meses, que marca la ley y frente a los 20 meses mínimos de espera que había en julio de 2015”.
 
Gregorio Gómez explicaba que el actual Gobierno regional se encontró al inicio de la legislatura “una situación de verdadero colapso en la gestión de las Pensiones No Contributivas de la provincia de Toledo, y era uno de los procedimientos administrativos que más número de quejas ocasionaba por parte de los ciudadanos”, ya que en julio de 2015 se contabilizaban en dicho servicio provincial 753 solicitudes de pensión tanto de invalidez como de jubilación pendientes de resolver; un total de 248 revisiones sin procesar, acumulando indebidos o reanudaciones paralizadas; además de unas 200 solicitudes sin grabar en el sistema.
 
De esta forma, durante todo el ejercicio de 2015 se resolvieron “únicamente” 308 solicitudes, pese a que se habían presentado un total de 568, unidas a las que ya estaban pendientes de resolver de años anteriores. “Estas cifras eran totalmente injustificables y deberían avergonzar a cualquiera” pues, según puntualiza el director provincial, “provocan situaciones dramáticas porque este tipo de pensión es la única forma de obtener ingresos y de garantizar la cobertura de necesidades básicas para muchas personas mayores de 65 años que no han cotizado o para personas con discapacidad”.
 
Para solventar esta situación, desde la Dirección Provincial de Bienestar Social se adoptó una serie de medidas urgentes, en organización del trabajo y con la incorporación de nuevos profesionales, configurando en marzo de 2016 un nuevo equipo y logrando, entre marzo y diciembre de ese año, la resolución de un total de 1.040 solicitudes, 732 más que durante todo 2015.
 
Y  sobre los datos correspondientes a este año, Gregorio Gómez ha destacado que “en lo que llevamos de 2017, además de 1.181 solicitudes de Pensiones No Contributivas ya resueltas, sólo hay 209 solicitudes pendientes, con un tiempo medio de espera de 4 meses, así como 27 revisiones pendientes, yendo prácticamente al día en este apartado”.
 
En este sentido, Gómez Bolaños mostraba su satisfacción porque “actualmente, el número de quejas presentadas, tanto ante la Dirección Provincial como ante la Consejería de Bienestar Social por los retrasos acumulados en este servicio, son inexistentes en estos momentos”.

La entrada La Dirección Provincial de Bienestar Social ha resuelto 1.181 solicitudes de pensiones no contributivas y reduce el tiempo de espera a 3 meses, frente a los 20 del año 2015 se publicó primero en Diario de la Mancha.

Más en últimas noticias de Castilla-La Mancha.