La resonancia magnética de última generación del Hospital Universitario de Toledo comienza a realizar estudios

El servicio de Radiodiagnóstico del Complejo Hospitalario Universitario de Toledo ha comenzado la actividad programada de la resonancia magnética 3 Teslas de última generación totalmente digitalizada en el Hospital Universitario de Toledo, dependiente del Servicio de Salud de Castilla-La Mancha (SESCAM).

Este nuevo equipo de alta tecnología se suma a las dos resonancias magnéticas con las que cuenta el servicio de Radiodiagnóstico del Complejo Hospitalario Universitario de Toledo, dirigido por el doctor José María Pinto, que funcionan las 24 horas del día y que el pasado año contabilizaron cerca de 12.000 estudios.

La nueva resonancia magnética, en la que el Gobierno de Castilla-La Mancha ha invertido cerca de dos millones de euros, está situada en el Edificio E en el Área de Diagnóstico por la Imagen. De esta manera, el Hospital Universitario de Toledo contará en total con tres equipos una vez se lleve a cabo el traslado de las dos existentes en el Hospital Virgen de la Salud.

Este nuevo equipamiento tecnológico mejora la calidad de imagen y aumenta las funciones diagnósticas. Además, es más confortable para el paciente ya que cuenta con un túnel de mayor amplitud, dado que pasa de los 60 centímetros de diámetro a 70 centímetros, reduciendo de esta manera la sensación de ansiedad y claustrofobia.

Otra ventaja que ofrece la resonancia magnética 3 Teslas es que incorpora un sistema que reduce el ruido tanto dentro como fuera de la sala de exploración.

Este nuevo equipamiento permite realizar los estudios con mayor rapidez y facilita a los especialistas un diagnóstico más exacto de diferentes patologías musculo-esqueléticas, así como en los campos de oncología y la neurociencia.

Además, permite cubrir todo tipo de exploraciones con una alta resolución para obtener el máximo detalle diagnóstico en todos estudios de neuro-imagen, oncología, mama, próstata, sistema osteo-articular, angiografía y cardiorresonancia, entre otras, incluyendo la espectroscopia de protón,  la tractografía con muy alta resolución para el análisis de la sustancia blanca y los estudios de imagen neurofuncional para la obtención de los mapas de actividad cerebral del paciente.

La resonancia magnética es una técnica con la cual podemos obtener imágenes detalladas de los diferentes órganos y tejidos sin utilizar rayos X. Para ello, se utiliza un potente campo magnético y diferentes pulsos de ondas de radiofrecuencia. Como norma general, para realizar un examen por resonancia magnética es necesario quitarse la vestimenta, además de todas las joyas y demás objetos metálicos, de lo contrario podría haber interferencias en las imágenes o incluso el riesgo de una lesión por alcance de algún objeto metálico que actuaría como proyectil.

En la mayoría de los casos para realizarse esta prueba es necesario permanecer inmóvil en la posición indicada para poder obtener imágenes de suficiente calidad, evitando repeticiones y, por lo tanto, evitando que se dilate el tiempo de exploración.

La entrada La resonancia magnética de última generación del Hospital Universitario de Toledo comienza a realizar estudios se publicó primero en Diario de Castilla-la Mancha.

Una nota original de Diario de Castilla-La Mancha Información.

Advertisement
Ir arriba