El Gobierno de Castilla-La Mancha destinará este año medio millón de euros a la financiación de las actividades desarrolladas en el área de la investigación biomédica en el ámbito de nuestra comunidad autónoma, mediante la contratación de recursos humanos para los grupos de investigación existentes, contribuyendo así a su fomento y continuidad.

Así lo ha anunciado hoy el consejero de Sanidad, Jesús Fernández Sanz, durante la visita que ha realizado el presidente de Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page, al nuevo edificio de investigación del Hospital Nacional de Parapléjicos, a cuya Fundación irá destinada una ayuda por importe de 500.000 euros para realizar, en el mes de abril, la correspondiente convocatoria para la contratación de personal investigador, en las categorías de personal postdoctoral y personal técnico de apoyo.

El objetivo es reforzar los grupos de investigación de la comunidad para fomentar y potenciar la investigación de calidad contrastada, cuyo fin último es la generación y el avance del conocimiento científico sobre los mecanismos implicados en las enfermedades para contribuir a solucionar los problemas específicos de la población en ámbitos como la prevención y promoción de la salud, el diagnóstico y seguimiento o el tratamiento y la monitorización de la respuesta terapéutica.

Centro de Investigación del Hospital de Parapléjicos

El Centro de Investigación del Hospital Nacional de Parapléjicos se construyó para albergar en un mismo edificio los laboratorios de investigación, los servicios de apoyo y las oficinas de su Fundación para la Investigación y la Integración, dispersos hasta entonces por distintos puntos del centro sanitario toledano.

Con más de 7.500 metros cuadrados distribuidos en cinco niveles, el edificio está configurado para dos usos: animalario, con animales de experimentación, y laboratorios de investigación. Estas nuevas instalaciones suponen un importante cambio cuantitativo y cualitativo para el desarrollo de la investigación neurocientífica que se lleva a cabo en el Hospital Nacional de Parapléjicos, tanto por las infraestructuras como por la relevancia de su dotación tecnológica.

A este respecto, destaca especialmente el laboratorio de Resonancia Magnética de Investigación, destinada a realizar estudios, tanto en rata como ratón, principalmente. La instalación está dotada de un equipo de espectroscopia multinuclear y multidimensional de alto campo de siete teslas.

El equipo incluye una criosonda para cerebro de ratón, utilizada para conseguir imágenes de alta resolución de los tejidos, con una sensibilidad hasta cinco veces mayor que las convencionales.

Además del animalario y la resonancia magnética, el centro cuenta con otros servicios de apoyo a la investigación como un área de Proteómica, Microscopía, Citometría de Flujo y servicio de Cultivos Celulares. Los laboratorios ubicados en el nuevo edificio son los de Bioingeniería Neural, Fisiopatología Vascular, Neurofisiología Experimental, Reparación Neural y Biomateriales, Neuroregenaración e Inmunidad Innata, Función Sensitivo-Motora, Neurología Molecular, Biología de Membrana y Reparación Axonal, Neuroprotección Molecular, Neuroinflamación y Laboratorio de Neuroinmuno-Reparación.

Durante el periodo comprendido entre los años 2015-2017 se ha invertido en infraestructuras y equipamiento en el edificio de investigación, con cofinanciación de los Fondos Europeos de Desarrollo Regional (FEDER), cerca de 1,4 millones de euros.

Las nuevas instalaciones apuntan a mejorar la investigación clínica en el Hospital Nacional de Parapléjicos. Hay alrededor de 90 personas que trabajan en el área de investigación, incluido el personal de a Fundación del Hospital.

En primera línea investigadora

La investigación con biomateriales, electroestimulación, nanotecnología y tecnologías emergentes se han convertido en una pujante y esperanzadora aproximación para avanzar en la regeneración del Sistema Nervioso Central.

El Hospital Nacional de Parapléjicos se ha posicionado en primera línea de esta frontera científica junto con socios estratégicos en Europa, con los que lleva a cabo importantes proyectos científicos y tecnológicos.

Todos cuentan con financiación europea, que llega a partir de una serie de exigencias competitivas previas. Entre los proyectos destacan Neurofibres, que consise en el desarrollo de microfibras electroconductoras y cuenta con una inversión de 5 millones de euros. Estas microfibras sirven para tratar lesiones medulares y hay siete equipos de investigación de seis países coordinados por el Hospital Nacional de Parapléjicos.

El centro sanitario toledano participa también, junto con cinco laboratorios de cuatro países, en el proyecto ByAxon, cuyo objetivo es buscar un bypass activo que permita la reconexión neural; en el proyecto Neurimp, participado por ocho laboratorios de cinco países europeos y destinado a desarrollar prótesis artificiales que ayuden a reparar nervios periféricos dañados; en el proyecto Extend, para el estudio de un sistema que facilite la conexión neural bidimensional; así como en un estudio europeo con Francia, para lograr frenar el avance de la esclerosis múltiple en un modelo experimental en roedores.

La entrada Castilla-La Mancha invertirá medio millón de euros en investigadores biomédicos se publicó primero en Diario de Castilla-la Mancha.

Más en últimas noticias de Castilla-La Mancha.