Agentes de la Policía Nacional de Alcázar de San Juan han procedido a la detención de dos personas como presuntas autoras de un robo con fuerza en una vivienda.

Las joyas sustraídas habían sido vendidas, lo que ha dificultado la recuperación de las mismas.

El modus operandi era elegir zonas de actuación cerca de sus residencias para garantizar un lugar donde refugiarse en caso de ser sorprendidos. Siempre se aseguraban de que la vivienda estuviese vacía o con ausencia de sus inquilinos, para acceder y robar joyas y otros productos que pudiesen ser vendidos como segunda mano o reciclaje.

Podéis ampliar información en El Semanal de La Mancha.