Toledo, 25 de julio de 2017.- La consejera de Fomento, Agustina García Élez, ha sostenido que su mensaje en el Ministerio de Agricultura fue “claro” y estuvo enfocado a que “”no queremos más trasvases y no vamos a permitir ni estar de acuerdo con ninguno que se haga nuevo, sea de la cuenca del Tajo o de la del Júcar”.
 
La titular de Fomento ha realizado estas declaraciones durante la comparecencia que ha realizado en el Palacio de Fuensalida, junto al consejero de Agricultura, Medio Ambiente y Desarrollo Rural, Francisco Martínez Arroyo, para detallar los asuntos abordados en la reunión de ayer con la ministra de Agricultura y Pesca, Alimentación y Medio Ambiente (MAPAMA), Isabel García Tejerina.
 
García Élez ha resumido la esencia y la intención del Gobierno regional: “hoy los pantanos de la cabecera del Tajo, Entrepeñas y Buendía, han amanecido con 305 hectómetros cúbicos, un 45 por ciento menos de volumen que el 25 de julio de 2016, cuando había 557 hectómetros”. Por eso, ha reconocido que no había otra máxima que “reivindicar lo que venimos haciendo públicamente desde hace meses y trasladárselo a la ministra”.
 
En estos términos, la consejera ha lamentado que en el Ministerio jugaran a “ser dubitativos y solo se dijo que no al trasvase ahora, algo que para el Gobierno de García-Page es evidente porque no hay agua; nosotros queríamos el compromiso claro de que, aunque haya más volumen tampoco se hicieran esos trasvases”, sin embargo, García Tejerina no se pronunció de manera tajante al respecto.
 
Aun así, Agustina García Élez ha trasladado que “tendimos la mano a colaborar y participar en el Pacto Nacional del Agua, porque creemos que es el camino hacia donde hay que ir, para colaborar y participar desde Castilla-La Mancha y que los intereses de esta región no estén por debajo de ninguna otra”. De esta forma, ha anunciado que el próximo 1 de agosto se han emplazado a una nueva reunión el director gerente de la Agencia del Agua, Antonio Luengo; y la directora general del Agua, Liana Ardiles, para “seguir avanzando en esta línea, pero con las ideas claras de que miren a otro lado; la alternativa está en las desaladoras y apenas funcionan al 50 por ciento de su capacidad”.
 
Con todo esto, García Élez ha recordado que la ministra se basó en datos y mediciones para hablar de la situación actual de la cabecera y el Tajo Medio, por lo que ha recalcado que “no tenemos problema en hacer una nueva visita con ministra y la directora del Agua, porque una imagen vale más que mil palabras e ‘in situ’ se va a comprobar que no hay agua en los pantanos y cuáles son las dificultades y problemas que tienen en los pueblos ribereños”.
 
Por eso, la consejera de Fomento ha dicho que fue en este punto donde se encontró la máxima confrontación, ya que en el Ministerio ven el Tajo Medio con un mínimo circulante que califican como “suficiente”, por lo que han instado a sus responsables a visitar la cuenca a su paso por Talavera de la Reina o Toledo para ver “una balsa de agua estancada sobre una cloaca que no tiene el mínimo ni para moverse”.
 
Propuesta al Ministerio para que se autorice a los regantes del Júcar utilizar la reserva en el porcentaje en que se ha invertido en la sustitución de los bombeos
 
En otro orden, Agustina García Élez se ha mostrado más satisfecha por la buena recepción de la ministra ante la propuesta que se hizo para que se autorice a los regantes del Júcar para utilizar la reserva de 100 hectómetros cúbicos para nuevos regadíos de forma paralela a la que se van sustituyendo los bombeos, tal y como contempla el Plan Hidrológico del Júcar.
 
“Lo que pedimos es que los regantes de la Mancha Oriental (de Cuenca y de Albacete), que ya han hecho una inversión del 40 por ciento, puedan utilizar el agua en esa proporción, ya que si no puede hacerse hasta que la obra esté totalmente ejecutada estaríamos hablando de aquí a 10 o 15 años; es algo que nos parece de sentido común para todas las partes”, ha subrayado la consejera de Fomento.
 
La titular de Fomento del Gobierno de García-Page se ha traído en este caso el compromiso de García Tejerina de que “lo van a estudiar”, ya que la palabra “conclusión de las obras”, recogida en el Plan “es la que limita que la obtención de regadíos pueda hacerse de forma paulatina al avance de la sustitución de bombeos, pero el Ministerio tiene la competencia para ver cómo encajarlo en ese resquicio que el plan contempla”.
 
Otro asunto de la reunión fue el tema de la depuración, aspecto en el que se pidió a la ministra que se pongan en marcha los proyectos en esta materia y que sean competencia del Estado. La consejera ha destacado el “esfuerzo” del Gobierno regional para poner en marcha el Programa de Depuración que prevé realizar 517 de estas infraestructuras, “muchas de ellas ya deberían estar hechas, pero el Gobierno anterior paralizó, en 2011, la construcción de 157 de ellas y muchos municipios están siendo sancionados por la Confederación Hidrográfica del Tajo”.
 
Por eso, ha continuado la consejera, se ha pedido a la ministra que interceda con los Ayuntamientos, junto al Gobierno regional, para “que en el periodo de alegaciones se firmen los convenios y se presenten los proyectos para que estas localidades no sufran sanciones y multas como está pasando”. En este aspecto, García Élez ha dicho que “nos hemos encontrado con buena predisposición y aquí el Ministerio puede ser un interlocutor válido con la CHT”.
 
No permitir que se seque un sistema ya deficitario como el Júcar como se ha hecho con la cabecera del Tajo
 
Agustina García también ha señalado que “estaremos vigilantes” ante las informaciones e intenciones que llegan desde Murcia para conseguir un nuevo trasvase desde el río Júcar. “El Ministerio no confirmó si esta información es cierta, aunque no dejó clara su postura”. Pese a ello, la consejera ha sido tajante al asegurar que “no vamos a permitir que ya que han secado la cabecera del Tajo no intenten tirar de un sistema ya deficitario de 195 hectómetros cúbicos anuales y que ya soporta tres trasvases”. Respecto a la postura del Gobierno de Emiliano García-Page ha expresado que “la posición nuestra es clara y están por encima los intereses de Castilla-La Mancha en cualquier mesa o pacto que se hable en materia de agua”.
 
Sobre este asunto, la consejera de Fomento ha aseverado que “me hubiera gustado traerme el no del Ministerio de que no se apruebe la construcción de este acueducto, por lo que no sabemos si lo ven o no con buenos ojos”.
 
Para finalizar, y en término de reservas hídricas globales, Agustina García Élez ha manifestado que “los pantanos no pueden soportar más trasvases, aunque llueve y sube ligeramente el volumen, porque tenemos que pensar a futuro y no vamos a hipotecar nuestro desarrollo a costa de que lo hagan otras comunidades”.

La entrada El Gobierno de Castilla-La Mancha sostiene la máxima de no permitir ningún nuevo trasvase, sea de la cuenca del Tajo o de la del Júcar se publicó primero en Diario de la Mancha.

Más en últimas noticias de Castilla-La Mancha.