El Gobierno Municipal muestra su voluntad de diálogo con el sector hostelero en relación a las tasas de terrazas

0

La viceportavoz del Gobierno de Alcázar de San Juan, Ana Isabel Abengózar, muestra la disposición del mismo a dialogar con el sector hostelero en relación a la modificación de las tasas de terraza, contempladas en las nuevas ordenanzas fiscales. “Una voluntad que tenemos desde el principio y que ya mostramos el pasado mes de noviembre durante el período de alegaciones, cuando se hicieron públicas las ordenanzas. En cualquier caso, como nos comprometimos en la reunión mantenida con este sector, estamos buscando la fórmula para dar respuesta a sus reivindicaciones”. Abengózar insiste en la necesaria actualización de estas tasas, para lo que se han tenido en cuenta las existentes en otros municipios y los costes de mantenimiento de calles, limpieza viaria, alumbrado o seguridad. “Entendemos que quienes hacen un uso privativo del suelo público, deben contribuir de manera justa. Estos ingresos contribuyen a que desde el Ayuntamiento se puedan seguir ofreciendo servicios de calidad”.

Las tasas e impuestos municipales contribuyen, de forma corresponsable, a la mejora y calidad de los servicios públicos que ofrece el Ayuntamiento a la ciudadanía. Desde hace años, el Ayuntamiento de Alcázar – que ofrece servicios propios de una gran ciudad- presenta un desequilibrio anual en las cuentas de 4,5 millones de euros, porque los gastos superan a los ingresos. Con el fin de equilibrar este desajuste, se han aprobado unas ordenanzas fiscales que actualizan impuestos y tasas, entre ellas las de las terrazas de los establecimientos hosteleros.

Para establecer las nuevas tasas, se han tenido en cuenta dos criterios. Por un lado, el lugar en el que se encuentra el establecimiento (con mayor o menor afluencia de público) y, por otro, el tipo de terraza. En cuanto al lugar de ubicación, se han definido dos zonas. La Zona A, centro de la ciudad y calles más concurridas y la Zona B, el resto. Igualmente, se han establecido tres categorías de terrazas: veladores (terrazas abiertas con sombrillas que ocupan la vía pública durante unas horas determinadas al día) marquesinas (estructuras abiertas ancladas al suelo, disponibles durante todo el año) y cerramientos (que constituyen un local en vía pública). “Esto se traduce en que pagarán más quienes tienen las mejores terrazas, ubicadas en las mejores zonas de la ciudad”. Explica la viceportavoz del Gobierno Municipal alcazareño.

“Desde el gobierno entendemos que quienes hacen un uso privativo del suelo público, que es del pueblo, han de contribuir de manera justa”, apunta Abengózar; insistiendo que para el ajuste de las nuevas tasas se han tomado como referencia las existentes en otros municipios próximos, además de los costes derivados del mantenimiento, alumbrado, arreglo de aceras, pavimento de calles, seguridad (policía/bomberos) o limpieza viaria, de los que estos establecimientos también se benefician. “Como contrapartida, desde el Ayuntamiento colaboramos activamente con el sector hostelero a través del plan de dinamización de la ciudad, que tan buenos resultados está dando en los últimos años, en los que se ha aumentado notablemente el número de visitantes. Todas las semanas hay algún evento deportivo, cultural, festivo, gastronómico… que repercute positivamente sobre el sector hostelero”.

Sin olvidar estos argumentos, Abengózar asegura que desde el Gobierno Municipal se está estudiando la fórmula para dar respuesta a las reivindicaciones del sector.