Voluntarios, tenderos, Protección Civil, servicios de comida y ayuda a domicilio, agricultores, policías locales, servicios Sociales de Ayuntamientos, entre otros, colaboran en prácticamente los 15 municipios.

La cuarentena, que realiza el país para evitar el contagio del coronavirus COVID-19 tras la declaración del Estado de Alarma, ha provocado un auténtico “volcán” de solidaridad en los 15 pueblos que integran la Asociación para el Desarrollo del Campo de Calatrava, que se han volcado en coser mascarillas y material para protección de sanitarios; ayudar a los vecinos más mayores en sus compras, colaborar en las labores de desinfección de las calles y espacios públicos con los Ayuntamientos, etc.

La presidenta de la AD Campo de Calatrava y alcaldesa de Calzada, Gema García Ríos, se ha mostrado orgullosa de que esta sea una “comarca solidaria y entregada, llena de voluntarios y personas que, de forma desinteresada, ayudan a sus vecinos para que estos días de confinamiento se hagan más llevaderos y, entre todos, trabajando o desde casa, podamos luchar para frenar la expansión del virus”.

Precisamente dos empresas de Pozuelo de Calatrava, TopDormitorios y VentadeColchones.com, han sido las que han movilizado a cientos de costureras en toda la provincia para hacer miles de mascarillas, a razón de 3.000 diarias, con destino a los centros sanitarios y Hospitales, servicios asistenciales y de mayores, y cuerpos y fuerzas de seguridad del Estado, en colaboración con decenas de ayuntamientos, equipos de Protección civil y algunas asociaciones, entre ellos Ballesteros, Bolaños, Granátula, Calzada, Moral, Torralba, Cañada, Aldea del Rey y Carrión. En este último también, por iniciativa propia tres mujeres carrioneras han estado confeccionando mascarillas y gorros que ya recibió la Residencia de Mayores “Virgen de la Encarnación” de dicha localidad.

La idea surgió cuando los propios trabajadores empezaron a confeccionar algunas mascarillas para uso propio, ya que su producción paró cuando se decretó el Estado de Alarma, pero rápidamente, se corrió la voz y fueron muchos los centros y profesionales que se las solicitaron. Ante esta gran demanda, hicieron un llamamiento por la comarca y surgió esta acción, de carácter altruista, donde miles de mujeres voluntarias cosen en sus casas estas mascarillas con los materiales que les facilitan sendas empresas. Todo ello, con las medidas de seguridad sanitaria que se requieren, con el firme objetivo de “dotar de mascarillas a todos los colectivos que lo puedan necesitar”, como nos decían desdeTorralba.

Como decían responsables de estas empresas a una emisora de radio, “meritoria es la respuesta de las cientos de costureras que hacen posible coser estas 3.000 mascarillas homologadas al día, que nosotros destinados a centros hospitalarios, en coordinación con el Hospital General de Ciudad Real. Ellas se han tomado muy en serio, desde la necesidad de confinamiento #Nosquedamosencasa, colaborar para salir cuanto antes de esta situación triste y dolorosa para tantas personas”.

Siguiendo esta línea, otros ayuntamientos como el de Miguelturra han comenzado a coordinar grupos de colaboración, ya van más de 60 costureras-os, en el grupo de WhatsApp “Mascarillas Miguelturra”, para elaborar tanto mascarillas como pantallas protectoras, con material sufragado por el propio consistorio, que se destinarán principalmente a la Policía Local, al operativo de servicios generales del Ayuntamiento, personal de residencias de ancianos, Centro de Salud, Hospital General de Ciudad Real, trabajadores de empresas de reparto, farmacias, entre otros. “Vino de golpe y aún no habíamos guardado las máquinas usadas para coser en Carnaval, destinándolas a estos menesteres solidarios”, dice un responsable municipal churriego.

Del mismo modo, las delegaciones de Afammer (Asociación de Familias y Mujeres del Medio Rural) en Pozuelo, Moral y Calzada de Calatrava, se han sumado a la iniciativa de confeccionar mascarillas artesanales que a lo largo de estos días se repartirán a diferentes centros sanitarios.

En Miguelturra y Calzada están haciendo también pantallas de protección facial. En el primer municipio en al menos 4 casas las realizan en 3D y luego las donan a voluntarios y servicios sanitarios. En Calzada, varios profesores del IES Eduardo Valencia y otros profesionales están haciendo lo mismo con impresoras 3D para repartir en centros sanitarios y residencias de la zona. Allí, Protección Civil también se ha encargado de repartir material sanitario al Consultorio y residencias cercanas como Almagro y Aldea del Rey.

Las tiendas de alimentación y panaderías del Campo de Calatrava también han cambiado su forma de actuar ante la pandemia. No sólo atienden a quienes acuden a sus establecimientos estos días, al ser servicios esenciales abiertos, sino que muchas llevan comida a domicilio, como ocurre con Pilar Blanco, de Comestibles Pili, en Granátula, quien reparte alimentos a los mayores de Granátula que se lo piden, para que ellos no sufran riesgos y se queden en casa.

Lo mismo ocurre en Almagro, Torralba y Aldea del Rey, etc, donde cada vez son más los establecimientos que facilitan la entrega en casa para evitar que los ciudadanos salgan, ya que el aislamiento es la mejor arma para luchar contra el Covid-19. El listado completo puede consultarse en sus webs municipales.

Además, estos Ayuntamientos han puesto en marcha un servicio especial de ayuda a domicilio para las personas vulnerables y dependientes que necesiten de alimentos, o cualquier cosa de urgente necesidad, como también ocurre en Carrión de Calatrava, a iniciativa del consistorio. Un servicio que se complementa al ya existente de Ayuda a Domicilio, que se mantiene estos días desde los Servicios Sociales en otros municipios como Valenzuela o Moral de Calatrava, según explican sus alcaldes.

Y el Hotel Restaurante Casa Pepe, de Carrión, se mantendrá cerrado al público en general, pero figura como hotel retén, de manera que permite el servicio de restauración y alojamiento para los trabajadores de determinados colectivos que deban desplazarse por causa mayor o situación de necesidad, así como a personal sanitario y de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado. Además, cuenta con la autorización para permitir el acceso a las instalaciones y servicios de aseo y restauración a los transportistas profesionales de mercancías, aunque no se encuentren alojados.

Otros como Pozuelo, han autorizado a dos bares que lo solicitaron repartir comida a domicilio siempre con las medidas de seguridad requeridas. Y han publicado un bando con consejos y recomendaciones para que se pongan a las entradas de las tiendas de alimentación, y para los tenderos, siguiendo las instrucciones de la Autoridad Sanitaria.

En Bolaños de Calatrava se está procurando contar con todo aquel que se ha ofrecido para colaborar, coordinados desde el Ayuntamiento, junto a los servicios de Policía Local y Protección Civil, estos últimos voluntarios son también quienes reparten los lunes y miércoles la comida de las becas-comedor a sus casas. Y además se continúa con el reparto que ya se hacía a unas 50 familias vulnerables a través de los Servicios Sociales municipales.

Al igual que el alcalde bolañego agradece la gran colaboración de agricultores y empresas en las labores de desinfección, “que hacemos con estos y nuestros medios en zonas sensibles como estimamos, porque no se nos han dado directrices claras al respecto en Sanidad”.
En Villar del Pozo es el propio alcalde quien de forma voluntaria, y debidamente protegido, realiza y entrega la compra que le encargan, al teléfono, unos cuarenta mayores del pueblo, para que ellos se queden en casa y no sufran riesgos. Él también realiza las tareas de desinfección y es quien acude al Hospital de Ciudad Real a recoger su medicación, algo que le “parece muy mal, ordenado por el SESCAM, porque podría hacerlo en las farmacias de Ballesteros o Corral, más cercanas y con menos riesgo para mi persona”.

Algo parecido ocurre en Cañada de Calatrava, donde los ediles del Ayuntamiento se acercan a las casas de los vecinos y, para evitar contagios, preguntan a distancia como se encuentran y si necesitan algo, para ayudarles en compras y otras necesidades.

En Moral, las Clínicas Ideal Sonrisa donaron, durante la primera semana de cuarentena, equipo de primera necesidad: 100 mascarillas, 2.000 guantes, equipo de protección y producto desinfectante. Donación recibida por la Policía Local y que entregaron al Hospital de Valdepeñas y al Centro de Salud moraleño.

En Torralba se ha dejado notar también la colaboración de empresas con el ayuntamiento, bien de la gasolinera Energías A.F, que dona al ayuntamiento gasoil para los vehículos de Protección Civil y Policía Local; Construcciones Trapero y Talleres Mingallón con utensilios para desinfección; o Peluquería Vanessa Pineño, material de batas y protectores, etc, comenta la alcaldesa del municipio, quien resalta sobre todo “el gran esfuerzo de los trabajadores de la Residencia de Mayores estos duros días y de los jóvenes voluntarios que se han volcado” y de aquellos que han traído material al Ayuntamiento para cederlo al Centro Médico, a Urgencias de Carrión, a nuestros servicios de Protección Civil y otros.

Los agricultores del Campo de Calatrava también se han volcado en colaborar con los Ayuntamientos, especialmente de los pueblos más pequeños que ante la falta de grandes recursos, han dispuesto voluntariamente sus tractores y equipos como atomizadoras para desinfectar espacios públicos y calles, es el caso de Granátula, Calzada, Aldea, Cañada, Ballesteros, Valenzuela, Carrión, Moral, Torralba, etc. De esta forma, los servicios municipales de limpieza de todos los ayuntamientos del Campo de Calatrava están siguiendo, las indicaciones y protocolos recibidos desde el Gobierno Regional y el Ministerio de Sanidad.

En general en todos los municipios, los responsables municipales, principalmente alcaldes titulares y accidentales consultados, agradecen la gran colaboración de vecinos voluntarios, costureras, empresas, agricultores, tiendas de alimentación, Servicios Sociales, farmacias, servicios de Policía Local y Protección Civil, por su comportamiento ejemplar estos días, tanto a aquellos efectivos de servicios esenciales de este Estado de Alarma como aquellos que colaboran de forma voluntaria, desde particulares, a asociaciones, hermandades, etc.

“Sin duda tanto en los grandes, como en los pequeños pueblos de nuestra comarca, caso de Villar, Cañada y Villanueva de San Carlos, todos somos una gran familia y resulta fundamental la ayuda entre vecinos, como estamos demostrando día a día hasta vencer al virus” termina diciendo la presidenta de la AD Campo de Calatrava.

Fuente información e imagen Gabinete Prensa Multimedia.

Asociaciones

La entrada La comarca del Campo de Calatrava se convierte en un volcán de solidaridad durante la cuarentena por el coronavirus se publicó primero en Diario de Castilla-la Mancha.

Más en últimas noticias de Castilla-La Mancha e información de La Mancha.