Ayer, miércoles 9 de agosto de 2017, los bomberos de Alcázar de San Juan (Ciudad Real) tuvieron que forzar la portada para comprobar que el humo procedía de una gran cantidad de correspondencia que se había acumulado y empezado a arder en la vivienda situada en la Calle Ramón y Cajal, número 3.

Esta acumulación de correo salió ardiendo por causas desconocidas y la rápida actuación de los efectivos evitó que fuese a más. Emergencias Ciudad real recibió el aviso sobre las 19:15 horas de ayer donde se personó la Policía Local y una dotación de bomberos.

Podéis leer más sobre esta noticia en Lanza Digital.