Miguelturra mejora los recursos tecnológicos en el Centro de Procesos de Datos municipal

0
Este proceso de actualización y modernización que se está llevando a cabo seguirá con la puesta en marcha de nuevos proyectos a desarrollar en los próximos meses.

El concejal de Nuevas Tecnologías, Pedro Redondo, ha puesto de manifiesto que dentro de los múltiples objetivos marcados por el equipo de Gobierno para esta legislatura se encuentra el “de la fuerte apuesta por las nuevas tecnologías para que estas vuelvan a convertirse en una de las señas de identidad de nuestro municipio“.

Así, a partir de la actualización y modernización de los recursos tecnológicos existentes, se ha creado una base robusta para la implantación de nuevos servicios electrónicos para la ciudadanía, fomentando los procesos democráticos, las políticas públicas y los servicios públicos. Añade además Redondo que “desde mayo de este año se está procediendo a la sustitución de todos los equipos informáticos de las sedes municipales, algunos de los cuales tenían una antigüedad superior a 15 años”.

El edil explica que durante este año y con cargo al superávit “se sustituyeron los Firewalls (cortafuegos), que son dispositivos de seguridad de la red que monitoriza el tráfico entrante y saliente y decide si debe permitir o bloquear un tráfico específico en función de un conjunto de restricciones de seguridad ya definidas. Esto hace que los datos almacenados en nuestro “Centro de Proceso de Datos” gocen de una seguridad extrema ante posibles ataques externos y que han permitido conexiones seguras durante el confinamiento, haciendo posible que se hayan prestado servicios municipales sin riesgo a vulnerabilidades del sistema”.

En este año 2020, y con cargo también al superávit del Ayuntamiento de Miguelturra, se ha seguido invirtiendo y apostando por la modernización de sus recursos tecnológicos dotando al Centro de Procesos de Datos con los medios para seguir dando a todos los trabajadores y ciudadanos un servicio adecuado y en continua actualización. Por eso, entre los meses de junio a octubre se ha puesto en marcha un entorno virtualizado de servidores de última generación y que tal y como añade Redondo, “una instalación que ha sido llevada a cabo exclusivamente por el personal del área de Nuevas Tecnologías“.

“Un entorno virtualizado de servidores consiste en poder tener muchos ordenadores, más de una treintena, que no existen físicamente, dando servicio a las aplicaciones e infraestructuras del Ayuntamiento dentro de solo los cuatro servidores físicos que se han adquirido” aclara concejal de Nuevas Tecnologías.

En cuanto al software utilizado y siempre que es posible, este Ayuntamiento apuesta por soluciones libres. En este caso sus técnicos han optado por elegir oVirt para el sistema de gestión de virtualización fundado por Red Hat como un proyecto comunitario.

Las ventajas de la virtualización están sobradamente demostradas en el mundo informático por el aumento de la disponibilidad (uptime); el aprovechamiento óptimo de los recursos hardware disponibles; la eficiencia energética; el ahorro de costes; la creación de entornos de pruebas; el aislamiento y seguridad; la clonación y migración de sistemas en caliente; el ahorro de espacio en el Centro de Proceso de Datos y administración centralizada de todas las máquinas virtuales.

También en el mes de septiembre se ha procedido a la sustitución de todo el sistema de alimentación ininterrumpida (SAI), que es un equipo formado por baterías que permiten acumular energía para que en el caso de que ocurra un fallo eléctrico los sistemas informáticos puedan seguir recibiendo energía durante un tiempo limitado.

Este nuevo sistema lo forman dos SAI’s On-line doble conversión de 6 Kva con 12 módulos de 16 baterías y un SAI On-line doble conversión de 3000 VA con un módulo de 12 baterías que conceden una autonomía de más de 60 minutos, lo que permite que ante un corte de corriente los dispositivos que se encuentran en el Centro de Procesos de Datos sigan recibiendo energía eléctrica durante ese tiempo.

El tipo de SAI elegido (On-line) también protege a los dispositivos de las principales anomalías eléctricas que se pueden producir: fallo de tensión, bajada o subida de tensión, tensión baja o alta, ruido eléctrico, variaciones de frecuencia, conmutaciones transitorias y distorsiones armónicas.

Este proceso de actualización y modernización que se está llevando a cabo seguirá con la puesta en marcha de nuevos proyectos a desarrollar en los próximos meses.

La entrada Miguelturra mejora los recursos tecnológicos en el Centro de Procesos de Datos municipal se publicó primero en Diario de Castilla-la Mancha.

Una nota original de Diario de Castilla-La Mancha Información.