Con la tradicional misa en la iglesia de San Rafael y la entrega de condecoraciones al mérito policial y diplomas a las instituciones, entidades y personas colaboradoras, la Policía Nacional celebró el día de sus patronos, los Ángeles custodios. El Comisario alcazareño, Antonio Ciudad, apuntó que por sexto año consecutivo se han reducido en Alcázar de San Juan los índices delincuenciales. Alcaldesa y concejala de seguridad acompañaron a la policía en sus celebraciones.

La colaboración ciudadana y la buena coordinación entre Policía Nacional, Local, seguridad privada y Guardia Civil hace posible que, por sexto año consecutivo, se haya reducido la delincuencia en Alcázar en todo tipo de delitos, desde los hurtos o robos de vehículos, hasta los robos con fuerza, así como los robos en zonas rurales. Lo afirmaba Antonio Ciudad, Comisario de la Policía Nacional alcazareña, a la salida de la misa en honor de sus patronos, celebrada en la iglesia de San Rafael.

La alcaldesa alcazareña, Rosa Melchor, agradeció a las instituciones policiales el trabajo que desarrollan para que Alcázar sea una ciudad más tranquila y segura. Igualmente volvió a remarcar, al igual que el Comisario, la necesidad de aumentar los actuales efectivos, escasos en una ciudad como Alcázar, con más de 30.000 habitantes. Efectivos que esperan lleguen con la nueva oferta pública de empleo, ya que desde el Ayuntamiento se ha solicitado al Gobierno central.

Tras la misa, se entregaron medallas y diplomas en la terraza del Hotel Ínsula de Barataria, donde se celebró también un vino español. Entre los galardonados, la concejala de Seguridad Ciudadana, Amparo Bremard, en reconocimiento al trabajo desarrollado desde este área municipal.

Galería de Fotos