El verano comienza en Alcázar de San Juan con la fiesta grande de los Moros y Cristianos que este año reviste importantes novedades en los desfiles y en las concentraciones, porque la organización pretende movilizar a toda la ciudad en una fiesta que, además, se declara inclusiva e intercultural, porque va a contar con la colaboración de diez asociaciones de la ciudad y la concurrencia de grupos de otras poblaciones.

Jerónimo Corrales, miembro de la asociación de Moros y Cristianos comentaba en la rueda de prensa que desde la Junta Directiva desean que sean unas fiestas lo más participativas posibles, importantes para la localidad
Los responsables de la asociación Alkasar y el primer teniente de alcalde presentaron el programa de las fiestas de San Juan, que en 2018 cumplen 30 años y afrontan una renovación que pretende potenciar el acontecimiento.

Gonzalo Redondo Concejal de festejos aseguraba la fiesta este año “va a romper, va a alcanzar su punto álgido” y reconocio la labor de la asociación que este año cumple 30 años.

José Luis Carneros, miembro de la asociacion de Moros y Cristianos explicaba que la fiesta ha comenzado con el pregón de la Coral Polifónica del pasado 2 de junio y continua el sábado 16 en la Casa del Hidalgo, donde se presenta la revista y se realiza el nombramiento de un Caballero Cristiano. Pero la fiesta más popular comienza el viernes 22, con una fiesta infantil en la Plaza de España, donde esa misma noche se produce la Embajada Mora. Y a a las 12 comenzará una verbena con big band. El sábado a mediodía hay un pasacalles que finaliza en una fiesta abierta también en la plaza. Por la noche es la entrada mora, uno de los desfiles grandes más esperados.
Carneros informaba que el domingo, día 24 de junio a las doce del mediodía se realizará un pasacalles especial “en homenaje a las personas que hace 30 años fundaron la Asociación y esta fiesta. Saldrá del barrió donde nació, Santa María” pasa desembocar en la Plaza de España, donde habrá un campamento festero permanente durante todo el fin de semana.

En las fiestas de moros y cristianos 2018 hay diez asociaciones implicadas, desde las amas de casa a las asociaciones de senegaleses y musulmanes, pasando por academias de danza, un grupo de teatro o la banda de música. Pero además, asisten dos comparsas de la ciudad de Elda y cuatro de las localidades de Consuegra, Caudete, Montiel y Belmonte, que participaron en las jornadas de recreación histórica y fiestas medievales de abril. Los desfiles de este año prometen espectáculo, porque hay dos carrozas y cuatro plataformas decoradas.