Este fin de semana dieron comienzo en Alcázar de San Juan la tradicional fiesta de las hogueras, que culminará el próximo fin de semana con la celebración de San Sebastián, y es que si este santo da el broche de cierre a estas fiestas populares, es la celebración de San Antón, patrón de los animales, quien da el pistoletazo de salida.

San Antón inicia las fiestas tradicionales de los conocidos como santos viejos. Durante la noche del sábado se prendió una hoguera en la explanada de Santa María y se celebró la tradicional rifa. Ya el domingo, después de la función solemne, grandes y pequeños acompañaron al santo en procesión con sus mascotas. Perros, gatos, tortugas, pájaros, caballos y hasta una cierva realizaron el recorrido para recibir después la bendición de su patrón.

De esta forma comenzaron las fiestas de enero, con hogueras y tortas en sartén, celebraciones que terminan el próximo fin de semana con la celebración de otro santo viejo, San Sebastián.

Imágenes