Un total de 56 personas han recibido un trasplante gracias a las 27 donaciones de órganos que se han registrado en Castilla-La Mancha en los cinco primeros meses de este año, tal y como ha señalado hoy la directora gerente del Servicio de Salud de Castilla-La Mancha (SESCAM), Regina Leal.

Leal ha ofrecido este dato en la tradicional rueda de prensa organizada por ALCER Toledo para  conmemorar el Día Nacional del Donante de Órganos, en la que ha estado acompañada por su presidente, Juan Carlos García del Villar; la responsable de la Unidad Autonómica de Coordinación de Trasplantes de Castilla-La Mancha, María José Sánchez Carretero, y la directora provincial de Sanidad, María del Prado Carretero.

El lema elegido para este año, ‘La donación da mucha vida’, es una frase que, según la directora gerente del SESCAM “encierra todo el universo que rodea a la persona donante y a la persona donada porque, en definitiva, lo que se dona es pura y sencillamente vida”. Según ha señalado Leal, la donación de órganos es un “proceso generoso, solidario y altruista y un compromiso cívico para que cada día y a cada minuto que transcurre haya una verdadera apuesta por la vida.

A este respecto, ha recordado que una donación de órganos supone años de vida ganados para las personas que lo reciben y que se concreta, según la evidencia científica, en 2,1 años más para un trasplantado de pulmón, 7,2 años en el caso de un trasplante de riñón, 12,9 años para un trasplante de riñón y páncreas, 14,5 para el de corazón y 16,1 años para una persona trasplantada de hígado.

“Años de vida ganados y años con más calidad de vida”, ha insistido Leal, quien ha apuntado que, por ejemplo, los pacientes que reciben un trasplante renal dejan de someterse a las sesiones de hemodiálisis, tratamientos que devalúan mucho la calidad de vida de estas personas.

Según la directora gerente del SESCAM, la conmemoración de efemérides como la de hoy son un aliciente para seguir trabajando para conseguir el mayor grado de concienciación de la población con la decisión de autorizar la donación de órganos de un ser querido tras su fallecimiento, brindando así la posibilidad de una nueva oportunidad de vivir a otras personas que necesitan un nuevo órgano.

Para conseguir esa mayor sensibilización es fundamental la información, una de las líneas estratégica de la Unidad Autonómica de Coordinación de Trasplantes para lograr reducir las negativas familiares y situar nuestra tasa de donación por millón de habitantes cada vez más cerca de la media nacional.

“Aunque no debemos bajar la guardia, creo que se están consiguiendo buenos resultados”, ha dicho Leal, en relación, por ejemplo, a los datos de la tasa de negativas familiares registrada el año pasado, la más baja de la historia de Castilla-La Mancha con un 9,7 por ciento, por segundo año consecutivo por debajo de la media nacional. Al cierre del año pasado, las negativas familiares estaban casi 45 puntos por debajo que hace 16 años y casi nueve puntos menos de la que se registró en 2005 (18,1%).

La directora gerente del SESCAM ha asegurado que “Castilla-La Mancha hace cada día un gran esfuerzo para mejorar la donación y el trasplante”. A este respecto, ha trasladado su agradecimiento a todos los profesionales del Servicio de Salud de Castilla-La Mancha por la labor de información y de concienciación que vienen desarrollando a la población en general y a los más jóvenes en particular.

Formación de los profesionales

También ha destacado Leal su predisposición para formarse en cuestiones relacionadas con la donación y el trasplante. Prueba de ello es la buena acogida que tienen las diferentes acciones formativas que se organizan desde la Unidad Autonómica y que en lo que va de año se ha sustanciado en el curso regional sobre el proceso de donación, dos cursos de comunicación en situaciones críticas, un curso de humanización dirigido a técnicos de cuidados auxiliares de enfermería y dos cursos de Urgencias.

“Pero si hay algún elemento que se debe destacar en un día como este es el papel de las asociaciones de pacientes en la donación de órganos, con una labor informativa y pedagógica que ha sido fundamental para que el Gobierno de Castilla-La Mancha pueda llevar a cabo las actuaciones destinadas a fomentar la donación de órganos y tejidos como un acto de solidaridad general, que va más allá de la capacidad de unos profesionales sanitarios o de la voluntad política de una administración sanitaria”, ha concluido Leal.

27 donaciones de enero a mayo

Tal y como ha indicado la responsable de la Unidad Autonómica de Coordinación de Trasplantes, de enero a mayo de este año Castilla-La Mancha ha sumado un total de 27 donaciones de órganos. El mayor número de donaciones se han contabilizado en el Complejo Hospitalario Universitario de Albacete, con doce, aunque también destacan por la actividad en función de las características del hospital las cinco registradas en el Hospital General Universitario de Ciudad Real.

Del total de donaciones de órganos, el 81,5 por ciento han sido multiorgánicas, habiéndose registrado también nueve donaciones solo de tejidos. Según los datos recogidos por la Unidad Autonómica de Trasplantes, la edad media de los donantes es de 67 años y el 81,5 por ciento de los mismos ha fallecido por accidente cerebrovascular.

Por otra parte, durante los cinco primeros meses de este año se han realizado en la región un total de 35 trasplantes renales, un 25 por ciento más que en el mismo periodo del año anterior. Del total de trasplantes realizados, 21 corresponden al Complejo Hospitalario Universitario de Albacete y 14 al Complejo Hospitalario de Toledo.

Además, la doctora Sánchez Carretero ha señalado que durante el año pasado, cuatro pacientes de Castilla-La Mancha recibieron un trasplante renal de una donación en vivo. Uno de ellos se realizó en el hospital de Albacete, que inició precisamente en 2017 este programa.

Castilla-La Mancha cuenta actualmente con 18.674 carnés de donantes de órganos. Durante los cinco primeros meses de este año se han realizado 839 nuevos carnés, un 28,3 por ciento más que en el mismo periodo del año anterior.

El Día Nacional del Donante de Órganos se celebra cada año el primer miércoles de junio con el fin de resaltar el mérito que tiene el sistema español de donación y trasplante de órganos, cuando año tras año se logra que nuestro país siga siendo referencia mundial en trasplantes.

En este sentido, el presidente de ALCER Toledo ha explicado que la asociación ha instalado mesas informativas en distintos puntos de la región para fomentar la donación de órganos y agradecer a las familias de los donantes su solidaridad y generosidad.

La entrada Un total de 56 personas han recibido un trasplante gracias a las 27 donaciones registradas en la región durante los cinco primeros meses del año se publicó primero en Diario de Castilla-la Mancha.

Más en últimas noticias de Castilla-La Mancha.