El concejal de educación, Mariano Cuartero, y la concejala de Solidaridad, Bárbara Sánchez Mateos, han recibido hoy a tres profesores colaboradores de la Escuela de percusión de San Louis de Senegal que van a pasar un mes en el IES Juan Bosco participando en un proyecto que implica a toda la comunidad escolar y que forma parte del proyecto Andar, ONG que colabora en aquel país y que pretende recaudar fondos, entre otras cosas para los niños de la calle.

Dentro del proyecto solidario que desarrolla la Asociación Andar en la que participa la comunidad educativa del IES Juan Bosco se va a desarrollar un mes de actividades colaborativas y de sensibilización para los alumnos que han recibido a tres profesores de la Escuela de Percusión de San Louis de Senegal con la que colabora la ONG.

El concejal de Educación, Mariano Cuartero, insistía en que la educación pública se caracteriza por el encuentro de todos. Está bien, que en estas fechas en las que hay tanto discurso de odio y rencor, decía, haya un proyecto que nos acerque a los demás en contraposición a algunos quieren sacar rédito de ese discurso de odio.

El ayuntamiento colabora con la asociación aportando parte de la logística que fue lo que la asociación solicitaba, “instrumentos etc, que les hemos cedido, pero todo Alcázar se va a ver beneficiada de esta experiencia colaborativa ya que van a organizar talleres de percusión abiertos a todos los interesados”.

Felicia Ariza, como miembro de la Asociación Andar, explicaba que estos artistas de la Escuela de Percusión del Proyecto Andar en San Louis de Senegal trabajan con niños de la calle; enseñan danza africana y percusión. En estos días que van a pasar en Alcázar se pretende que convivan con los alumnos de Bosco, “y que no los vean extraños por ser personas de otra cultura u otra raza”. Los alumnos suelen ser tolerantes “pero hay casos”, dice. Cree que las personas se van formando por las enseñanzas que reciben y esto es algo que queremos que contribuya a la tolerancia a través del conocimiento de otras culturas, insiste. El proyecto, afirma, tiene una vertiente educativa y también solidaria. Recuerda que están participando en los proyectos del Consejo de Cooperación de Alcázar, “somos parte de los beneficiarios de este año”.

Pretende conseguir fondos, han calculado 3000 Euros para colaborar con la escuela para los niños de la calle, “además con el instituto estamos montando un proyecto de crowdfunding para financiar la escuela de percusión”.

El Bosco dice su director, Manuel Acera que sigue la tónica en relación con la solidaridad. El germen proviene del premio Vicente Ferrer que recibían recientemente, y que está dando sus frutos. Los chicos también van a colaborar, dice, van a estar durante un mes trabajando con los miembros de la Escuela de Percusión, desarrollando muchas actividades con todos los departamentos del centro, y van a aprender de manera colaborativa a través del conocimiento directo de otras culturas. Hay una planificación de día a día que implica a todos alumnos y profesores. Se va a trabajar con distintas etapas, hasta primero de bachillerato y también con ciclos formativos.

Los artistas senegaleses que visitan Alcázar se han mostrado muy satisfechos con el papel que les ha tocado desempeñar y explican que van a trabajar como embajadores de su cultura, para abrir lazos entre los países, dando a conocer su forma de vida.

ANDAR es un proyecto educativo-cooperativo del que forman parte alumnado y profesorado del IES Juan Bosco y un grupo de artistas senegaleses de la ciudad de Saint Louis, pertenecientes a la Association Culturelle et d’appui au developpement communautaire Ngeweul Gui. El objetivo de este proyecto es dar visibilidad y financiar la Ndar Académie Percu. Para ello están trabajando en la publicación del librodisco aNdar, que incluye canciones creadas por alumnas y alumnos. Canciones en wolof compuestas por compañeros senegaleses, y alguna que otra canción más de amigos que se han sumado al proyecto.

Estos días están en Alcázar Khadim Niang, Massamba Niang y Alioune Sane, dos músicos y un actor profesionales, que estarán durante un mes y con quienes se pretende cerrar la producción del disco.