Decorar con color marrón es muy elegante y moderno. Sirve bien para muchas tendencias, como la étnica, campestre, colonial y marroquí. El color marrón se aprovecha lo mismo en las paredes que en mobiliario y detalles. Es un color que tiene muchas tonalidades que transmiten elegancia y modernidad, según se elija. Para la cocina, el dormitorio, el salón, el baño y hasta la fachada, el marrón resulta perfecto en la decoración.

El color marrón para decorar espacios es versátil, porque tiene muchas tonalidades. Estas van desde el marrón más intenso hasta el beige más claro. Combina entre sus mismas tonalidades en espacios monocromáticos. Y también para contrastar con colores más intensos o más claros que el marrón. El marrón tiene muchos nombres variados, pardo, café, castaño, canelo, carmelita, chocolate o kalúa.

Tonalidades del color marrón

Para decorar con color marrón hay que tener en cuenta que tiene notas de rojo, naranja y amarillo naranja. Es un color neutro similar al de la madera, la tierra y el pelaje del oso pardo. Por ello mismo, como hemos dicho, sirve para tendencias de inspiración natural o étnica. Aunque tiene nombres diferentes en cada país, el de marrón procede de su parecido al castaño. Hay tantos tipos de marrón como gustos para elegirlo.

Dentro de las paletas decorativas podemos encontrar tonalidades hermosas de marrón. El almendra, ante, avellana, barbecho, beige, bisonte, bistre marrón, bronce, café, camello, canela. También caoba, caramelo, cobre, chocolate, gamuza, habano, herrumbre, kalúa, latón, león, marrón cuero, marrón dorado, marrón claro, medio, oscuro y pálido. El marrón con tonalidad miel, ocre, ocre rojo, pardo ocre, pardo verdoso, rojo indio, secuoya, sepia y siena.

Combinar el color marrón

El marrón es un color terciario que se obtiene de la mezcla de los primarios, rojo, amarillo y azul. Aunque las tonalidades tan distintas de marrón se logran rebajando algunos colores. Y siendo un color similar a la tierra, se mezcla perfectamente con el color de las plantas y las flores. Por lo que mayormente se usa en decoración étnica, campestre y colonial. Aunque en sus tonos más oscuros crea ambientes de mucho estilo.

Siendo un color oscuro no es para ambientes faltos de iluminación natural y artificial, porque oscurece.  En cambio sí es perfecto para espacios de amplios ventanales y mucha claridad como cocinas, comedores y salones. Como un color neutro, sus mejores combinaciones son con el crema, beige, arena, verde y azul pálido. Pero no debe pensarse solo en espacios campestres o sofisticados, porque puede usarse en muchas tendencias dependiendo de los colores combinados.

Espacios elegantes con color marrón

Para espacios coquetos y modernos, el marrón funciona espléndidamente con fucsia y turquesa. Para los más audaces con vibrantes amarillos y anaranjado. Se puede emplear en el mobiliario contrastando con paredes más claras. O se puede usar en las paredes dejando el contraste en detalles y mobiliario. Pero no debe usarse para pintar todas las paredes o el resultado será agobiante. Lo ideal es usar una pared en marrón y contrastar con otro color claro. Esto le da un efecto dramático muy bello.

El marrón es parte de detalles como el granito, mármoles, cerámica, cristales y piedras decorativas. Esto lo hace perfecto para agregar detalles de mucha naturalidad en muchos espacios, dando un toque de marrón a las estancias. Es inagotable la creatividad que podemos aprovechar con el marrón. Porque lo mismo podemos lograr espacios lujosos que más relajados con solo combinar bien y elegir detalles. Marrón en estilo moderno, campestre, minimalista, barroco o rústico funciona espléndidamente.

Detalles color marrón para decorar

El marrón es un color con matices oscuros pero no por ello debe pensarse en un color falto de atractivo. Es un color que inspira confianza, humildad y equilibrio por lo que se adapta bien a estancias en el hogar y ambientes de trabajo. Debe cuidarse que al agregar detalles o mobiliario marrón no ser excesivo, porque el colorido oscuro se hace notar más.

Bonitas combinaciones de marrón son mezclarlo con fucsia, amarillo, tonos variados del mismo marrón. También con el blanco, oro, naranja, rosa, azul, verde pálido, verde menta o turquesa. Es muy fácil lograr los colores que nos gusten, a partir de qué tipo de espacio queremos tener.

Es muy fácil decorar con color marrón

Si deseas algo muy elegante combina marrón con tonos azules y verdes. Pero si quieres algo con un toque ultramoderno aprovecha los mil tonos del beige. Algo más femenino, marrón con rosa. Super lujo, marrón con detalles de oro o bronce. Con un color tan atractivo no hace falta complicarse mucho, porque con poco podemos armarnos estancias acogedoras y perfectas.

El marrón es parte de mucho mobiliario y detalles decorativos, lo que hace fácil elegir los mismos. Por otro lado, combinar marrón con colores muy claros, permite hacer las estancias más acogedoras. Con grandes ventajas para la decoración quizá es hora de tener en cuenta el marrón para renovar el hogar. Además, es un color espléndido para las fachadas a las que da una apariencia muy moderna y según el tono rústico, campestre o colonial. Tú decides.