Toledo, 8 de octubre de 2017.- La Consejería de Agricultura, Medio Ambiente y Desarrollo Rural, a través de la dirección General de Política Forestal y Espacios Naturales fomenta el “refuerzo de los contenidos curriculares” de los alumnos de Formación Profesional, posibles futuros trabajadores del Servicio de Extinción de Incendios Forestales (SEIF) del Plan INFOCAM. Estas acciones se incluyen dentro del Plan que ha marcado el consejero, Francisco Martínez Arroyo para “ayudar a mejorar la cualificación profesional de las personas con vocación en esta materia que nos permite preservar nuestro medio natural”.
 
Así, un grupo de estudiantes de ‘Aprovechamientos Forestales’ del Instituto de Educación Secundaria ‘Ana María Matute’ de Cabanillas del Campo (Guadalajara), junto a sus profesores, han visitado  las instalaciones de El Serranillo, en la capital alcarreña, base que acoge el Centro Operativo Provincial (COP) en la lucha contra incendios forestales de Guadalajara y la Brigada Helitransportada, “donde han podido conocer de manera práctica los contenidos que desarrollan en el aula, así como la labor que desarrolla el personal del SEIF INFOCAM en Castilla-La Mancha durante todo el año, a través de labores de prevención y extinción”, ha explicado Martínez Arroyo.
 
El titular de Medio Ambiente ha manifestado que “a través de estos encuentros, el Gobierno de Castilla-La Mancha,  fomenta la labor didáctica de los alumnos de ciclos formativos de grado”, a la vez que “se refuerza la concienciación y sensibilización ante el riesgo por incendios forestales y sus repercusiones en el medio natural y, por tanto, en la propia economía regional y se da a conocer la gran labor desarrollada por los cerca de 3.000 profesionales que componen el operativo”.
 
En este sentido, han recibido una amplia explicación de la organización y operatividad de los medios terrestres y aéreos del dispositivo regional de incendios forestales, así como una demostración de la activación de la brigada helitransporta  ante un aviso forestal, con embarque y desembarque, y el despliegue del helibalde del helicóptero, también conocido como ‘bambi’, con una capacidad de 1.000 litros, cuyas descargas desde el aire sirven de apoyo a los profesionales que trabajan en el terreno con las diferentes herramientas manuales de las que disponen. En la base de ‘El Serranillo’, se encuentra también ubicada una nodriza, un vehículo autobomba con 13.500 litros de capacidad.
 
Esta clase ha contado con la organización del director técnico operativo en la provincia de Guadalajara, José Carlos López; Carlos Gómez y Domingo Alférez, técnico y especialista forestal helitransportados de la Brigada de Incendios Forestales de ‘El Serranillo’, respectivamente, así como Elena Hernández, técnico de formación y Fernando Marchán, subdirector provincial de la empresa pública Geacam.
 
Trece brigadas helitransportadas en la región
 
Martínez Arroyo ha recordado que Castilla-La Mancha cuenta con trece brigadas helitransportadas (BIFOR) en época de alto riesgo por incendio forestal, que son “unidades de personal altamente cualificado en extinción de incendios forestales dotadas de helicóptero de transporte, para combatir con eficacia y seguridad el fuego”. Cada una de las 13 BIFOR están compuestas por entre cuatro y siete especialistas, un responsable helitransportado, un conductor y un técnico cada una, que tienen como objetivo trasladarse en la mayor brevedad de tiempo al incendio para atacarlo cuando éste todavía es incipiente.
 
Para ello, el traslado se desarrolla mediante medios aéreos, helicópteros que cumplen con una doble función, por un lado, transportan al personal, y por otro, actúan como bombarderos, dando apoyo a la intervención que se desarrolla por tierra.
 
Sus bases se ubican en zonas de alto riesgo de incendio o de elevada riqueza forestal que es necesario proteger. Al mismo tiempo, se buscan localizaciones estratégicas que permitan alcanzar en helicóptero cualquier punto de Castilla-La Mancha en un plazo de tiempo razonable.
 
Prudencia hasta el 15 de octubre
 
Por último, el consejero de Medio Ambiente ha lamentado las condiciones meteorológicas de extrema sequía, baja humedad relativa y altas temperaturas actuales, tras el mes de septiembre más seco del último siglo, por lo que el Gobierno regional decidió ampliar del 30 de septiembre al 15 de octubre las medidas de prudencia para minimizar el riesgo de incendios forestales.
 
Estas medidas incluyen prohibiciones para las barbacoas, quemas de restos en cultivos agrícolas, así como la utilización de maquinaria y equipos electrógenos situados a menos de 400 metros del monte y de cuyo funcionamiento haya riesgo de deflagración, chispas o descargas eléctricas.

La entrada El Gobierno de Castilla-La Mancha refuerza la formación de los futuros profesionales en prevención y extinción de incendios forestales se publicó primero en Diario de la Mancha.

Más en últimas noticias de Castilla-La Mancha.