La Asociación de Belenistas de Alcázar mantiene el espíritu de la Navidad con un belén-escaparate

Situado en los bajos del Mercado de Abastos, en la Plaza de España, se puede ver desde el exterior a cualquier hora del día, hasta el próximo 6 de enero.

0

Este domingo 8 de diciembre, se ha inaugurado en un acto en el que la concejala de Turismo y Comercio Bárbara Sánchez-Mateos, ha puesto en valor la capacidad de adaptación de la asociación, a las actuales circunstancias.

La pandemia no ha impedido a la Asociación de Belenistas “Corazon de La Mancha” montar su tradicional belén y gracias a su empeño, Alcázar de San Juan cuenta una navidad más con una representación del nacimiento de Jesús. Eso sí, adaptado a la delicada situación que vivimos.

Este martes, la concejala de Turismo y Comercio, Bárbara Sánchez-Mateos y el concejal de Urbanismo Javier Ortega, acompañaron a la asociación de belenistas en el acto de inauguración en el que descubrieron el escaparate del local donde han instalado el belén y se guardó un minuto de silencio en homenaje a los fallecidos por coronavirus. En un pequeño nacimiento, miembros de la asociación depositaron 12 rosas blancas en recuerdo de las víctimas de la COVID-19.

En un principio, la asociación de belenistas decidió no montar belén “porque era arriesgado manejar el volumen de nuestro belén monumental y así lo comunicamos en el mes de septiembre a la alcaldesa”, manifestó el presidente de la asociación Juan Carlos Quero. Sin embargo posteriormente, decidieron seguir adelante con la opción propuesta por la Federación Española de Belenistas de montar un belén-escaparate. “Hay que mantener el espíritu de la Navidad y merecía la pena arriesgarse”, concluyó Juan Carlos Quero.

Bárbara Sánchez-Mateos puso en valor la capacidad de adaptación de la asociación señalando que “han sabido reinventarse, cambiando de ubicación para cumplir las medidas sanitarias,  y manteniendo el espíritu navideño en Alcázar de San Juan”. Al mismo tiempo elogió su labor incansable en estas fechas tan entrañables para que la localidad sigua teniendo belén de forma segura.

A diferencia de años anteriores, que se podía visitar en el Salón Noble del ayuntamiento, este año se ha instalado en el local 8 de los bajos del Mercado de Abastos, con lo que se puede ver desde la calle a cualquier hora del día, hasta el próximo 6 de enero.

Según explicó Quero, es un belén inspirado en el siglo XVIII con influencia napolitana del barroco tardío, en los que se representaba la constante de la vida y la muerte y el bien y el mal. Da prioridad a edificaciones, cuenta con 62 figuras de escayola de 17 y 21 centímetros que están pintadas por miembros de la asociación y que pasarán a formar parte del patrimonio de la ciudad. Otra novedad es la incorporación de tres escenificaciones, nacimiento, posada y la casa de la anunciación, cedidas por una familia de la ciudad y que se incorporarán al patrimonio belenista.